De la necesidad, virtud. Elvira Lindo en El País.

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

De la necesidad, virtud. Elvira Lindo en El País.

Mensaje  GSeoane el Lun 4 Jun 2012 - 13:07


Muchas veces Antonio Muñoz Molina ha hablado de este tipo de asuntos que suceden en todas las esferas de la vida de este país, que todos hemos hecho o hacemos de algún modo, y que nos dibujan. En este artículo Elvira Lindo habla de ellas. Mucha gente acostumbra a descalificar este tipo de letras con apenas tres palabras, pero este tipo de artículos contienen muchos más argumentos que esos.

"...Los Ayuntamientos subvencionaban en su totalidad teatro y conciertos, pero lo más delirante es que las primeras filas de cada teatro o sala estaban reservadas para las autoridades y sus respectivos acompañantes porque era costumbre que los concejales no pagaran jamás una entrada. También había escritores e intelectuales que, tras confesar en una charla que su corazón no tendría un momento de reposo mientras el poder no estuviera en manos de los desfavorecidos, se iban a reposar su infelicidad sobre las almohadas del Ritz y, siendo de todo punto incapaces de dar los pasos necesarios que separan dicho hotel de un restaurante céntrico, exigían a la editorial que les colocara un coche en la puerta para estos necesarios desplazamientos...."

Se puede leer entero en:

http://cultura.elpais.com/cultura/2012/06/01/actualidad/1338567702_800424.html

Me gustaría que quien encuentre el texto completo de la declaración (o manifiesto) de los jurados (y creo que algún premiado) de los Premios Rey Jaime I 2012, lo coloque.

GSeoane
Grand Master
Grand Master

Cantidad de envíos : 4028
Localización : Madrid-Galicia
Fecha de inscripción : 18/12/2008

Volver arriba Ir abajo

Re: De la necesidad, virtud. Elvira Lindo en El País.

Mensaje  calabrote el Mar 5 Jun 2012 - 11:57

Me parece un artículo muy bueno y que debiera llevarnos a profundas reflexiones sobre dónde han estado los problemas y quienes los culpables. Me recuerda al momento en que se comenzó con la famosa crisis de la música, que más bien era crisis de las discográficas gordas y de su manera de hacer y moverse, cuando las pequeñas no hacían otra cosa que crecer humildemente, con trabajo y esfuerzo, pero las grandes de los grandes fichajes agonizaban, debían adaptarse a los nuevos tiempos.

Antonio Muñoz Molina siempre ha comentado estos asuntos, y me gusta mucho leerle, sobre todo en mi querida Scherzo cada mes. Ahora he descubierto otra revista que me va sorprendiendo Orsai, veremos en que acaba.

En el artículo de Eva se refleja en bastante la sociedad de las últimas décadas en este país, la sociedad del bienestar. Siempre sorprendía cuando viajas a pueblos del extranjero y los encontrabas humildes, mientras los de aquí los teníamos embarcados en megaobras para pueblos de 2.000 habitantes, pero todos tenemos derecho a piscina municipal y polideportivo, ya veremos cuando se paga y quien, en otro orden de cosas, es lo mismo. Nuestra querida sociedad del bienestar, pero deberíamos empezar a pensar en la sociedad de bien ser, y meter algo de ética en nuestra vida. Un saludo.


calabrote
Grand Master
Grand Master

Cantidad de envíos : 2936
Edad : 49
Localización : Madrid/España
Fecha de inscripción : 14/10/2009

http://www.alma-audio.com/

Volver arriba Ir abajo

Re: De la necesidad, virtud. Elvira Lindo en El País.

Mensaje  GSeoane el Mar 5 Jun 2012 - 13:29


El problema es que Elvira Lindo se confunde, habla en pasado, y, con menos filas reservadas y menos invitados a canapés, esto sigue pasando cada día en muchos lugares. Solo hace falta enchufar la televisión, todos los días vemos varios mítines, reuniones con los propios, los afiliados, los simpatizantes, o los que sean. Todas estas reuniones, la mayoría, se celebran en hoteles, en centros de convenciones, en auditorios. Todas con nuestro dinero. Nadie recorta nada en lo propio. Los sindicatos hacen Eres, participan en los consejos de las Cajas y cobran sus miles de euros al mes, ahora el primer partido de la oposición está planteando un Ere a gran escala, uno con el que quieren ahorrase hasta 6 millones. ¡6 millones!, ¿pero cuanta gente, además de ellos, tiene esa maquinaria?. Y el gobierno hace una reforma donde si estas a punto de dar a luz y quieren enviarte a 700KM, y te niegas, te vas a casita. Y no para de haber coches más o menos oficiales aparcados en El Casino. Hay canapés para..., sí, para rato.

Hace unos días me acercaba a la Nacional ya que quería oír a Mario Vargas Llosa, que daba una conferencia en el pequeño (calculo que 150 asientos) salón de actos de la planta baja. Me era fácil conseguir una invitación, pero desde hace mucho me pongo en la cola, siempre es una experiencia de la que uno aprende mucho, especialmente “en qué país vive”. Tras una organización caótica, donde se formo una larga cola que se mantuvo hasta el final sin información alguna, nos dieron paso. En todo ese rato, yo estaba de los 10 primeros, cuando nos asomábamos íbamos viendo como gente pasaba y pasaba por la puerta del otro lado. Cuando por fin dieron paso a los primeros apenas se sentaron 5 o 6 personas, al resto nos dijeron que todo estaba ya ocupado. Apenas me dio ni para enfadarme, ya que esto desgraciadamente es común. Cuando salí pude ver un momento a Vargas Llosa que entraba, como los que habían ocupado la sala sin cola ni nada, por la otra puerta. Parece que la otra puerta, la invitación, lo gratis, sigue siendo lo habitual. Nadie tuvo la mínima deferencia de informar a la gente que llevaba más de hora y media en la cola, mucha muy mayor, de que no iban a tener sitio.

Estos actos, estos mítines, todos estos canapés y comidas, o las entradas de concejales, artistas y amigotes, y un largo etc. que se reparten gratis, las pagamos entre todos. Habría que levantarlos, aunque fuera metafóricamente, a gorrazos. El ciclo de conferencias de la Nacional, incluida la que dio Vargas Llosa, que además tuvo sobrada publicidad, también la hemos pagado entre todos. Pero casi nadie pudo entrar. Fue como una reunión privada, pero pagada por los que no les van a dejar sentarse, como casi todas las de este estilo, y hay cientos, incluso miles de organismos creados para que les abonemos un sueldo, mientras ellos se reúnen con sus amigos (incluso con coche oficial y exigencias de ver al mismísimo ministro, que se lo digan a los rectores, que se acaban de enterarse que duplicando el gasto en los últimos diez años, la educación no funciona desde hace mucho). Si queremos empezar..., nos van a faltar manos. Hay que contratar a Bud Spencer.

En la Nacional los asientos que pagamos entre todos estaban ocupados.

Muchas veces esas butacas estan ocupadas por esos que no tienen “un momento de reposo mientras el poder no estuviera en manos de los desfavorecidos”. Yo conozco a algunos de los que se coloraron en la Nacional el otro día, alguno de ellos protestaba hace poco en Internet por que se había cerrado una web de descargas, y poco después por que se había hecho lo mismo con una web que ha arruinado a muchas revistas de España, dejando en la calle a gente muy humilde; desde el dibujante, hasta al pequeño impresor de barrio. Son esos que piden virtud a medio mundo insulto en mano, que el estado les de todo, y que les vaya aprobando con beca y un cinquillo. Suelen creer que nada tienen que ver en esta crisis, y por lo tanto que nada tienen que aprender, o modificar, que lo hagan otros reclaman. Y todo “para ya” que tienen prisa.

Me gustan mucho los ilustradores de Orsai.

Saludos,

GSeoane
Grand Master
Grand Master

Cantidad de envíos : 4028
Localización : Madrid-Galicia
Fecha de inscripción : 18/12/2008

Volver arriba Ir abajo

Re: De la necesidad, virtud. Elvira Lindo en El País.

Mensaje  Contenido patrocinado Hoy a las 4:40


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.